Reflejos 3: el tiempo de los árboles


 Cuando nos aproximarnos al invierno se produce un fenómeno extraño: los árboles, generalmente pinos y abetos, de plástico o naturales, crecen en las puertas y los escaparates de las tiendas. Y yo, que soy un enamorado de los reflejos, no puedo evitar sucumbir a su encanto.
Mientras fuera, la vida continúa. La gente pasa o espera. Solo hay que disparar para unir la magia de los escaparates con el discurrir de la vida en el exterior.

Canon Ixus 70  36mm  f/2.8  1/50  ISO 200  EV -0.7

Comentarios

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Señora de rojo entre las sombras

Variar la perspectiva

Un día de enero de 2018