Recuerdos y fotografía


 Los recuerdos y la fotogafía tienen mucho en común. No por el hecho de que mirar una fotografía nos recuerde un momento determinado, sino porque los recuerdos que guardamos en la memoria y la acción de fotografiar, están vinculados a emociones y estados de ánimo. Guardamos el recuerdo de un lugar y lo hacemos adornado con una serie de emociones. Puede ocurrir que cuando regresamos ese lugar, no encaje con nuestro recuerdo y las emociones que lleva aparejadas. Puede que el lugar haya cambiado o puede que hayamos cambiado nosotros. O tal vez ambas cosas. Sentimos cierto desasosiego y cierta decepción. Y nuestra mirada fotografica, que responde a la pulsación de nuestro estado de ánimo, se ve nublada y resentida. Nos cuesta encontrar algo que fotografiar. Y tal vez lo encuentramos cuando nos detemos junto al mar y dejamos que nuestra mirada vuele hacia el horizonte.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Variar la perspectiva

Las puertas del cielo

Señora de rojo entre las sombras